Samsung Galaxy Z Fold 3. Lo que necesitas saber del nuevo plegable.

19/01/2022 04:16

Samsung Galaxy Z Fold 3
5/5 - (1 voto)

El primer Galaxy Fold me encantó. Si bien es horrorosamente caro y no está exento de pequeños fallos, fue un móvil rompedor y el primer soplo de aire fresco en este mercado ya algo pesado.

El Galaxy Z Fold dos fue sólo una sutil evolución, pero en la dirección correcta. Samsung eliminó los mayores defectos de su precursor, y al tiempo bajó un poco el costo.

El Galaxy Z Fold 3 cuesta 1800 euros en amazon. Samsung no lo ha clavado todo, pero... resulta que ahora mismo no tiene literalmente ningún contrincante. El Huawei Mate X2 en Occidente no triunfará en por la falta de servicios de Google, y asimismo el Xiaomi Mi MIX Fold no ha salido de Asia.

Lamento terriblemente esta falta de competencia. Por buenísima pieza tecnológica que sea el Galaxy Z Fold tres, tiene bastantes puntos negativos, que en un producto de tercera generación seguramente no pasaría si Samsung sintiera el aliento de alguien en su espalda.

Tabla de Contenidos

    Inconvenientes del Samsung Galaxy Z Fold 3

    El mayor inconveniente del Samsung Galaxy Z Fold tres para mí es la pantalla externa.

    La pantalla externa tiene una diagonal de seis con dos pulgadas y una relación de aspecto de 25:9. Y ahora de lo digital a lo nuestro: la pantalla es larga e inclusive absurdamente estrecha. Para mí, demasiado.

    A lo largo de tres semanas he usado el Samsung Galaxy Z Fold tres como primer teléfono. Le puse una tarjeta SIM y lo emparejé con un smartwatch y unos auriculares Bluetooth. No obstante, cuando estaba sentado en el sofá y quería coger el teléfono para escribir un mensaje o buscar algo velozmente en Google, cogía por reflejo cualquier otro móvil inteligente que tuviera a mano.

    El panel externo es demasiado estrecho para poder redactar con comodidad en él. Esto es un punto negativo considerable. Me gustaría que un dispositivo plegable de este género fuera ante un móvil lo más normal posible, siendo el modo perfecto tableta sólo un complemento. Desgraciadamente, el Samsung Galaxy Z Fold 3 no lo logra.

    Esto duele aún más porque la pantalla externa del Huawei Mate X2 tiene unas proporciones y dimensiones más propias de un "móvil inteligente", con lo que tenemos la prueba de que es posible conciliar estos dos mundos. Pero Huawei no es una empresa de la que Samsung deba preocuparse, por lo que puede permitirse reiterar exactamente los mismos fallos tres veces.

    Conque no me estoy quejando: es excelente que el panel de 6,2 pulgadas -en contraste a la generación anterior- muestre la imagen en ciento veinte Hz. En el "dos", los saltos entre la pantalla interior ultrasuave y la pantalla exterior espasmódica picaban los ojos.

    Samsung Galaxy Z Fold 3
    Samsung Galaxy Z Fold 3

    Características del Samsung Galaxy Z Fold 3

    Por otra parte, la pantalla plegable del Samsung Galaxy Z Fold tres se aprovecha estupendamente.

    Me cautivó el hecho de que el Galaxy Z Fold tres permite fijar un dock en el borde de la pantalla con accesos directos a tus aplicaciones favoritas y a las que has utilizado recientemente. Pasar de un programa a otro nunca ha sido tan cómodo.

    La pantalla es suficientemente grande (siete con seis pulgadas) para que la barra de aplicaciones no limite drásticamente el espacio de trabajo. El hecho de poder editar documentos, procesar fotos, editar vídeos y navegar por la página web, todo ello en una pantalla sin volver al escritorio primordial, no se puede infravalorar.

    La pantalla del Samsung Galaxy Z Fold 3 es enorme, con lo que no da la impresión de que la interfaz de las aplicaciones esté comprimida de forma poco natural. Aun el uso de tres programas al unísono sigue siendo muy cómodo.

    Samsung asimismo está desarrollando una función llamada Flex. Cuando el teléfono está en posición semiabierta, la interfaz de las aplicaciones escogidas (como YouTube o bien Galería) se divide en dos mitades de la pantalla. Así vas a poder, por servirnos de un ejemplo, ver una película en la mitad superior y navegar por las listas de reproducción en la mitad inferior.

    Parece increíble, pero personalmente no he empleado esta función en absoluto.

    La relación de aspecto 4:3 es a veces poco práctica para ciertas aplicaciones. Sin embargo, hay una alternativa en los ajustes del Samsung Galaxy Z Fold tres que deja forzar una relación de aspecto diferente. Gracias a esto, las fotografías en Instagram al fin caben en su totalidad, algo que las precedentes generaciones del Pliegue tenían inconvenientes.

    La pantalla, a diferencia de los modelos anteriores, no está desfigurada con una muesca o un orificio. En su sitio, Samsung ha utilizado por primera vez una cámara bajo la pantalla.

    La cuadrícula de pixeles sobre la cámara es visible, pero sólo cuando la miras de manera directa. En el empleo diario, pasa inadvertido, lo que hace que el espacio de trabajo de siete con seis pulgadas del Samsung Galaxy Z Fold tres sea aún más increíble. Sobre todo porque hablamos de un móvil inteligente que cabe en el bolsillo.

    Además de eso, es sencillamente una muy buena pantalla AMOLED de 120Hz que es genial para ver fotos y vídeos, navegar por la página web o... básicamente hacer cualquier cosa.

    La pantalla se complementa con unos sólidos altavoces estéreo. El sonido que producen es alto, claro y rico, aunque en cuanto a la cantidad de graves el Z Fold tres es cuando menos inferior a algunos móviles inteligentes aún más pequeños y no plegables.

    La pantalla del Samsung Galaxy Z Fold 3 es compatible con el lapicero óptico S Pen.

    Es bueno que Samsung haya subido la calidad de construcción del Samsung Galaxy Z Fold tres.

    Desde hace años, prácticamente todos los smartphones de Samsung cuentan con carcasas impermeables. Prácticamente, porque la excepción eran los móviles plegables, pero esto es cosa del pasado. La tercera generación obtuvo la certificación IPX8.

    Utilicé el Samsung Galaxy Z Fold 3 bajo la lluvia, y su pantalla quedó cubierta bajo el agua. No pasó nada malo.

    Samsung presume de que la durabilidad de la pantalla plegable es un 80 por ciento mayor, mas esto se aplica más bien a los daños más graves. El panel flexible prosigue estando protegido por una película suave, que con un tanto de abnegación se puede rayar con una uña. No tuve ni un tanto de abnegación, con lo que tras 3 semanas la pantalla parece nueva, si bien el teléfono no se maneja en lo más mínimo como un huevo.

    Y sí todavía hay un pliegue que atraviesa el centro de la pantalla, que es perceptible a simple vista y que se puede sentir bajo el dedo. Para mí no es nada particularmente molesto, pero los estetas recomiendo ya antes de adquirir ver el Samsung Galaxy Z Fold 3 en la tienda.

    Samsung ha reducido el grosor del borde que rodea la pantalla. El lado positivo de esto es que ya no molesta tanto al arrastrar el dedo desde el borde de la pantalla.

    ¿El inconveniente? El espacio entre las mitades del teléfono plegado semeja ser aún mayor que en la generación anterior.

    En un caso así asimismo tengo que mentar al Huawei Mate X2, que no tiene ese hueco en lo más mínimo. El Galaxy Z Fold 3 seguramente tampoco lo tendría, si Samsung tuviera que molestarse con Huawei.

    Lo más pasmante de todo el diseño es la bisagra. Se aprecia que está hecho con firmeza, incluso con precisión de relojero. Y el cierre de la maleta va acompañado de un satisfactorio click.

    Además de esto, el Galaxy Z Fold tres tiene la mejor vibración de todos y cada uno de los Samsung. Todavía no está al nivel de Xiaomi, OPPO o Apple, mas las "patadas" generadas son agradables.

    Si alguien piensa que el móvil inteligente más caro de Samsung tiene la mejor cámara de Samsung, se llevará una gran decepción. El Galaxy Z Fold 3 tiene:

    • Cámara primordial de 12 Mpix con apertura f/1.8 y estabilización óptica de imagen
    • Cámara de doce Mpix con lente ultra gran angular f/2.2
    • Cámara de 12MPix con teleobjetivo 2x a f/2.4 y estabilización óptica de imagen
    • Cámara de 4Mpix con apertura f/1.8 oculta detrás de la pantalla interior
    • Una cámara de diez Mpix con apertura f/2.2 en la apertura exterior de la pantalla

    El smartphone plegable tiene un sensor mucho más pequeño y con menor resolución que el Samsung Galaxy S21 Ultra. La meta ultra gran angular carece de autoenfoque, y el teleobjetivo genera un pobre zoom 2x. Y sin embargo, en el último mes más o menos, Samsung ha lanzado múltiples teléfonos mucho más baratos con teleobjetivos de 3x (S20 FE), 4x (S20 Ultra), 5x (Note veinte Ultra) o aun 10x (S21 Ultra).

    En verdad, Samsung ha apostado por componentes que seguramente tenía guardados desde el S10 y el S20. Lo mejor es que los coreanos tienen un software tan bueno que incluso sin los componentes más frescos son capaces de hacer maravillas.

    El Galaxy Z Fold tres hace buenas fotografías. Tienen unos colores preciosos, que esencialmente no requieren ningún tratamiento siguiente, y una gama tonal superior a la media. El móvil asimismo se comporta de forma sólida de noche. No es el más alto posible, pero prosigue siendo un nivel alto.

    Estuvo muy cerca, y el Galaxy Z Fold 3 sería el mejor móvil fotográfico del mercado.

    El samsung plegable tiene un factor de forma único que da un enorme margen de mejora. Al plegar la pantalla, el Galaxy Z Fold 3 puede ser su trípode o bien enseñar una gran vista anterior de tus fotografías solamente tomarlas.

    Incluso puedes tomar selfies con todas y cada una de las cámaras primordiales.

    Eso por no charlar de la comodidad de la pantalla gigante a la hora de procesar fotos o editar vídeos.

    Si Samsung hubiera dado la vuelta a la cámara viva del Samsung Galaxy S21 Ultra, la combinación de componentes de primera calidad con un factor de forma inusual y una pantalla enorme sería insuperable. Y así la cámara sólo está bien.

    En términos de rendimiento, el Samsung Galaxy Z Fold 3 no decepciona.

    El corazón del teléfono es el Snapdragon 888, al que acompañan hasta 12 GB de RAM.

    La potencia de procesamiento que garantiza esta combinación es enorme, y el Galaxy Z Fold 3 sabe realmente cómo utilizarla, porque la enorme pantalla te anima a hacer malabares con muchas aplicaciones a la vez. Y el teléfono inteligente, incluso bajo una carga pesada no coge el hipo, y de la memoria operativa puede recordar las aplicaciones que ya he olvidado de usar.

    Los samsung plegables, sin embargo, pueden calentarse mucho (tal es el encanto del Snapdragon 888). Afortunadamente, sólo de forma puntual, así que si sientes alguna molestia, sólo tienes que poner el teléfono en tu otra mano y agarrar la mitad izquierda.

    La batería del Samsung Galaxy Z Fold 3 es de 4400 mAh, que, considerando el tamaño de la pantalla, no es muy impresionante. Sin embargo, el Samsung Galaxy Z Fold 3 rinde más de lo que se cree. Gran parte de esto puede deberse a la nueva pantalla Eco²OLED de bajo consumo.

    Dependiendo de la intensidad de uso, he sacado entre 4 y 6 horas en la pantalla interna. Y muchas veces el Galaxy Z Fold 3 se me catapultó con 2 o 3 apps a la vez.

    En mi caso la batería es fácilmente suficiente para un día entero. Como el smartphone se desenvuelve bien en el modo de espera, es posible alcanzar hasta 2 días.

    La velocidad de carga del Samsung Galaxy Z Fold 3 decepciona fuertemente.

    Más de 1,5 horas para una carga completa es un resultado pobre para los estándares actuales. Si tienes menos de 2.000 euros en el bolsillo, puedes buscar unos cuantos smartphones cuyas baterías pueden llenarse hasta la mitad en unos minutos, y hasta el tope en 30-40 minutos.

    Y el Galaxy Z Fold 3 es un smartphone que realmente se beneficiaría de la carga rápida como pocos. Es el teléfono perfecto para el hombre de negocios o el representante que se desplaza de reunión en reunión y muestra las presentaciones a los clientes en una gran pantalla. La posibilidad de llenar la batería al instante sería una salvación.

    El Galaxy Z Fold 3 es compatible con la carga inalámbrica y la inversa, así que Samsung al menos se ha ocupado de la comodidad.

    Por desgracia, el precio del Samsung Galaxy Z Fold 3 es astronómico, y no puedo justificarlo de ninguna manera.

    El primer Galaxy Fold era caro. El precio era asombroso, pero podía justificarse por el impuesto a la novedad. Estaba claro que tendría que correr algo de agua antes de que los smartphones plegables llegaran a las estanterías.

    El Galaxy Z Fold 3 cuesta 2000 euros en casi todas sus versiones. Parece que es más barato que el primero, pero probablemente se deba más al recorte de equipos que al hecho de que la tecnología haya madurado.

    El primer Fold tenía 512 GB de almacenamiento y su caja incluía auriculares Bluetooth de alta gama, una carcasa de fibra de aramida y una fuente de alimentación. Con el Fold 3, tiene 256 GB de almacenamiento y su caja solo incluía un cable USB-C.

    Un precio tan elevado no puede justificarse lógicamente. La tercera generación del producto es ya más bien este momento, en el que no se puede cobrar a los clientes sólo por la novedad técnica.

    ¿Vale la pena comprar el Samsung Galaxy Z Fold 3 plegable?

    El Samsung Galaxy Z Fold 3 mola, porque los smartphones plegables molan. Sin embargo, ¿recomendaría su compra a alguien? Aquí es donde las cosas se complican.

    Mi problema con el Z Fold 3 es que Samsung claramente no tuvo la ambición de hacer un teléfono lo mejor posible. Más bien, quería hacer un dispositivo tan malo como pudiera permitirse.

    Una pantalla externa demasiado delgada, una cámara mediocre, velocidades de carga ridículamente lentas o, sobre todo, un precio ilógicamente elevado. Todas estas son desventajas que difícilmente pasarán si alguien lanza el guante a Samsung.

    Así que si usted quiere un teléfono inteligente plegable con una pantalla grande y puede gastar ligeramente más de 1900 euros, recomiendo el Galaxy Z Fold 3. Pero no porque Samsung haya renunciado a todo. Simplemente porque hay una falta de alternativas.

    En este vídeo podemos ver como luce un móvil plegable. Por cierto, el vídeo es de un  canal de YouTube (ATRIPPER) que destaca por su innovación. El canal está siendo desarrollado en 4K y está orientado a usarse en Smart TV principalmente. Algo que desde nuestra web nos parece genial ya que cada vez la tecnología nos permite ver y disfrutar mas y mejor.

    Deja una respuesta

    Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

    Subir

    Como todas las webs, nosotros también usamos cookies para analizar el trafico y ofrecerte una gran experiencia. Mas info